Ventajas y desventajas de trabajar en el freelance

Ventajas y desventajas de trabajar en el freelance

¿Qué es mejor? ¿Trabajar por cuenta ajena o ser un freelance? Esta es una pregunta que casi todo el mundo a lo largo de su carrera profesional se plantea en algún momento; dejar su trabajo y convertirse en autónomo.

Si por casualidad estás cruzando por ese momento ¡sigue leyendo! porque en la entrada de hoy, les contaremos a todos nuestros fieles lectores las ventajas y las desventajas de ser freelance para que tengas toda la información antes de tomar una decisión definitiva.

¿Qué es un freelance?

Para explicarlo de manera sencilla, ser un freelance significa ser un trabajador autónomo. En algunos países, ser un freelance puede conllevar mayores retos por el tipo de cultura laboral que allí predomina, no obstante, esto no significa que este tipo de trabajo gane mayor terreno con el paso de los días. Y es que muchos especialistas o profesionales están optando por esta opción para entrar y continuar en el mundo laboral.

Podemos identificar diferentes clases de trabajadores independientes, y no todos entrarían en la categoría de “freelancer”. Por ejemplo: existen trabajadores independientes como lo es un contador, dentista, médico, psicólogo, administrador y algunos más. En estos ejemplos, los profesionales freelance trabajan brindando un servicio a sus clientes/pacientes, de quienes esperan les contraten para poder atenderles.

El freelancer se encuentra en constante búsqueda de conseguir personas o empresas que requieran sus servicios. Una diferencia también muy clara de estos trabajadores independientes, es que naturalmente, el freelancer busca desempeñarse como un trabajador externo de la compañía y usualmente deben realizar arduas tareas para conseguir una cartera de clientes con los que puedan trabajar.  

Ventajas de ser freelance.

  • Eres tu propio jefe o tu propia jefa.

Si eres freelance no necesitarás dar explicaciones sobre el por qué llegas tardes, el tener que pedir permiso arriesgándote a que te digan que no y te sientas frustrado o frustrada porque realmente necesitas unas vacaciones o tiempo libre. Ahora serias el único o la única responsable de tu negocio, y para bien o para mal todo dependerá de ti. Por lo que deberás tomar tu todas las decisiones.

  • Tú decides para quien trabajar.

Cuando estás trabajando en una empresa no puedes escoger en que proyectos trabajar, tu jefe toma está decisión por ti. Los proyectos podrán gustarte más o menos, los clientes podrían ser tu agrado o no pero nada de eso importará porque decidir para quien trabajas no estará en tus manos.

No obstante, cuando eres freelance sí que puedes escoger con quien trabajar desde el mismo momento que tengas suficientes clientes como para mantenerte. Si pasada una temporada desde que comenzó una relación laboral con un cliente sientes que su forma de ser o sus valores no encajan con los tuyos, puedes poner fin a la colaboración y desearle lo mejor.

  • Horario flexible y ajustable a tus necesidades.

La presión de que un jefe esté siempre detrás de ti para verificar que has cumplido el horario, se acaba por completo cuando accedes a la vida freelance.

Esto puede representar múltiples beneficios si tienes hijos, eres estudiantes, te gusta viajar o posees diversas responsabilidades de manera simultánea, ya que este tipo de empleo te permite organizar tu trabajo sobre un horario personalizado, cómodo y a favor de tus necesidades y obligaciones, sin temor a cometer una falta.

Mientras que el modelo tradicional del trabajo promueve el cumplimiento obligatorio de una jornada completa, a la hora trabajar como freelance, ganarás flexibilidad absoluta y podrás llevar una rutina que favorezca mejor tu productividad y a la vez te permita cumplir con las otras actividades que componen tu vida más allá del trabajo.

  • Puedes trabajar donde quieras.

Cuando eres freelance, puedes elegir con total libertad el espacio donde quieras trabajar y desempeñar tus labores, siempre y cuando seas responsable a la hora de entregar tus proyectos a tiempo. Hoy en día, solo necesitas un ordenador, un teléfono y conexión a Internet para trabajar. Esto te permite viajar y poder trabajar desde cualquier sitio, ya sea tu propia casa, un tren o en una cabaña a orillas de alguna playa paradisíaca.

  • Mayores posibilidades de vivir de tu pasión y/o crear tu propio negocio.

Si tienes el sueño de vivir de tu pasión en lugar de conformarte con un empleo de ocho horas haciendo actividades repetitivas o que no te satisfacen, otra de las ventajas de trabajar como freelance es que te enseña los caminos para ganar dinero haciendo eso que realmente te gusta, ya sea diseñar, programar, hablar idiomas, escribir, dar clases, etc. Contrario al panorama anterior que pintamos, es realmente difícil encontrar trabajadores freelance que no estén llevando a cabo aquello que les apasiona.

Desventajas de trabajar como freelance.

  • No contar con un flujo constante de clientes.

Una de las principales desventajas de ser un freelance es que la carga de trabajo y por lo tanto los ingresos son más inestables que cuando trabajas con un sueldo fijo, en el desde el inicio sabes cuánto vas a cobrar a final de cada mes. A cambio está la incertidumbre, que en algún momento te va a recompensar cuando consigas clientes importantes y grandes beneficios que de otra manera se llevaría tu empleador. 

  • Poca separación y equilibrio entre la vida laboral y personal.

Aunque para algunas personas volverse freelance se traduce en mayores posibilidades de equilibrar la vida laboral con la personal, para otras, el hecho de que ambas se desarrollen dentro del mismo entorno, puede traer problemas de desconexión que será necesario abordar antes de que las consecuencias dejen huellas.

Si quieres que ser freelance no se convierta en una desventaja, es de suma importancia que aprendas a establecer horarios y espacios delimitados para trabajar y otros para llevar a cabo las actividades personales, evitando caer en situaciones en donde estos se entrelacen.

  • Ser tu propio comercial.

Otra desventaja que debes considerar antes de decidir montar tu propio negocio es que tú tendrás que conseguir tus propios clientes. A diferencia de cuando trabajas para una empresa que tiene un departamento de ventas encargado de conseguir clientes. Ahora, una gran parte de tu labor consistirá en atraer clientes y fidelizarlos. Además de gestor de tu propio negocio, también eres comercial, director de marketing, etc.

  • Sin beneficios sociales.

Si decides ser freelance también debes tener en cuenta los costos no tan obvios que van a depender de ti. Aunque por una parte vas a tener mayor libertad para trabajar cuando quieras y como quieras, también debes estar consciente de que por ejemplo no vas a tener días libres por enfermedad, ni días de asuntos propios ni vacaciones pagas, ni beneficios sociales si no ganas dinero, así de simple.

  • Problemas con los cobros.

Cuando eres autónomo, corres el riesgo de que tus clientes no te paguen. Esto es algo bastante frecuente en el mundo de los trabajadores por cuenta propia y lamentablemente, serás tú quien tendrás que asumir la gestión de los cobros y encargarte de que todos tus clientes abonen sus facturas dentro del plazo acordado.

  • Exceso de responsabilidades con pocas o nulas posibilidades de delegación.

Como ya aclaramos anteriormente, desarrollarte como freelance ofrece la posibilidad de ser tu propio jefe; no obstante, a menos que hayas contratado a tu propio equipo de colaboradores autónomos, en un comienzo es poco probable que cuentes con la facilidad de delegar tareas. Ahora las responsabilidades serán todas tuyas y esto puede ser una desventaja cuando hablamos de exceso de trabajo.  

Si al inicio de tus labores no posees claridad en cuanto a métodos de organización, priorización y gestión del tiempo, los excesos de tareas y el cumplimiento de sobrehoras de trabajo, pueden ser otra desventaja de trabajar como freelance. Evitarlo, dependerá en gran medida del buen estado en que se encuentren tus niveles de autodisciplina, organización y gestión productiva del tiempo.

Referencias.

Maria Fernanda Becerra Quiroz. (9 de junio de 2022). Ventajas y desventajas del freelance. Blog de Factura.com. https://factura.com/blog/ventajas-y-desventajas-del-freelance/

N/A. (21 de mayo de 2019). VENTAJAS Y DESVENTAJAS DE SER FREELANCE. Blog de Tempotel. https://www.tempotel.es/ventajas-y-desventajas-de-ser-freelance/

Trabajar por el mundo. (N/A). Ventajas y desventajas de trabajar como freelance. Blog de trabajar por el mundo. https://trabajarporelmundo.org/ventajas-y-desventajas-de-trabajar-como-freelance/

También podría interesarte:

Por DEVALE

Somos una institución educativa que tiene como objetivo principal ofrecer un servicio diferente, dar nuevas y mejores oportunidades de vida a nuestro alumnado.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *